jueves, 25 de octubre de 2007

NO al aborto

Seguía con mi labor de trabajo a las 6 p.m. cuando me sorprendió un gran entaponamiento de transito. Tras varios minutos de espera y tomándolo con calma, al pasar por la avenida 27 de febrero esquina Núñez de Cáceres, había un conglomerado de personas con pancartas, afiches y bajantes en protesta en contra del aborto.

Una de las campañas que se suma el país por defender los derechos de todo ciudadano sensato. Me alegró mucho la idea de que alguien tome la iniciativa de hacerles ver a un grupito que la decencia y la moral imperan en muchos rincones de esta pequeña isla.

Maté algunas neuronas pensando en este agravante que tiene de cabeza al mundo entero y recuerdo una delicada situación que vivieron unas monjas católicas en el imperio del Papa Juan Pablo II. Dichas monjas habían sido violadas por un grupo de depravados (aun cuando las condiciones de una violación y bajo el perfil de los individuos MONJA + VIOLADOR, no daba científicamente estadísticas de factibilidad para un embarazo.

Lo cierto es que las monjas se acercaron al prelado a exponerle la situación de que bajo las circunstancias, ellas deseaban abortar. El Papa, no vaciló en responderle que las apoyaba en sus decisiones de abandonar la iglesia y dedicarse a ser madres o continuar dentro de ella y tener sus hijos, pero nunca la apoyaría en abortar. Paradójico pensar que bajo una situación como esta, alguien se negara a no sentir condolencia.

Creo que Juan Pablo II fue muy sensato. Si hubiese estado a favor de las monjas en su decisión de abortar, la iglesia católica caería unos peldaños mas abajo en la impopularidad de los que no ponen su fé en ella.

Pero de que estamos hablando? De la perdida de un feto como tal? Es lo que preguntarían muchos irracionales. NO, estamos hablando de inocentes, de niños y niñas que no tienen la culpa de los deslices de sus padres, o de irresponsables que desenfrenadamente tienen sexo sin control de lo que viene después de que el placer abandona nuestros cuerpos.

Siempre me he preguntado, es tan difícil establecer un margen de organización cuando te casas, cuando sales con tu novia, amante, tienes una aventura, una desventura o cualquier relación que estés envuelto en esta incidente? Luego nos quejamos de que los europeos lo tienen todo (permítanme reírme como loco antes de cerrar el paréntesis) No es que en Europa no hayan abortos, no es que los jóvenes no tengan sexo, ocurre en todo el mundo, pero las condiciones de vida, son superiores.

Aquí… mientras más pobre eres… mas niños tienes. El problema del aborto es algo a veces tan personal, pues es un mal que cada persona debería aportar su granito de arena (si es que hay arena) para frenar un poco esta disyuntiva. Por Dios, muchas personas desconocen que en este país “pobre” (o malamente administrado) hay en los hospitales, métodos de planificación gratuita en los hospitales.

Hay esos tabúes hasta de pedir condones en una farmacia, imagínense a una chica comparando pastillas anticonceptivas en una farmacia, todos mirándola como rifle en cacería, si no es una mujer aparentemente conocida o con una prescripción medica.

Quienes me conocen, entenderán porque quiero tanto a mi hermano Sandy. Lo escuché decir hace un par de años, que sería capaz de hacerse una vasectomía para no tener más hijos, pues con los dos que tiene es suficiente y como en ese tiempo se dejaba seducir por cualquier falda, era lo menos que podía hacer para evitar que la chica con que saliera, no tuviera embarazos no deseados. Lo fácil, tener sexo…lo difícil...asumir la responsabilidad de ser padre o prevenir este suceso con suficiente sensatez.

No hay comentarios: