viernes, 26 de octubre de 2007

Rubias Vs. Morenas








Quise someter a una encuesta a mis amigas, colegas y conocidas el tema controversial de las rubias y todo lo que dicen al respecto. Las morenas y castañas también estaban incluidas. Qué es lo que las diferencia a unas de otras? un color de pelo? O simples aptitudes?

No se en otros países, pero en República Dominicana un gran porcentaje de chicas, desean ser rubias. Creo que las campañas publicitarias de algunos productos y la televisión, tienen algo que ver en esto, pues enfocan sus productos en la idea de que las “rubias” son sinónimo de elegancia.

Comencé mi ranking con mi compañera de trabajo Amry, una rubia encantadora, de pelo ondulado y con tremendo cuerpazo. Ella dice que mercadológicamente, ser rubia le abre puertas, pues trabaja como modelo y promotora de productos en eventos…a parte, es talento de televisión. Con ella puedes hablar de cualquier tema y está muy bien documentada, le sobra amabilidad, cortesía y buen trato. El dilema de que si las rubias son tontas, al menos con ella no era acertado.

Janet, era el segundo caso que proponía cuestionar. De apenas 22 años, rubia por naturaleza (cero peróxido) y con un historial de novios más grandes que puedan imaginarse. (Cifras infinitas). Me contaba que ella tenía más novios por ser rubia que su hermana que es pelirroja.

Otras, contestaron que simplemente eran rubias por moda, por temporadas…algunas por verse sexy. La mayoría coincidía en que eran preferidas por los hombres ante las pelirrojas, morenas y castañas.

Vaya sorpresa, la delantera la llevaban las platinadas y doradas. Dejaba mal parada estos aciertos a las de tez y cabellos oscuros?

Lo cierto es que para mí y para mis colegas y mi amigo Carlos, la sensualidad no depende de un color de pelo, ni de un color de ojos, es algo propio de cada persona. Hay quienes dicen por ahí que las castañas son mucho mas sinceras. Otros dicen que las rubias son “putas y oportunistas”…que las morenas son insaciables y que las pelirrojas son “devoradoras de hombres”

Hay quienes las prefieren rubias. El siguiente párrafo, es un análisis que explica desde que tiempo gozan del TOP en el ranking de preferencia las rubias:

Un estudio realizado por dos universidades británicas concluyó que "los hombres las prefieren rubias" desde la época de las cavernas. Y la razón es la evolución: el pelo rubio y los ojos azules aparecieron a fines de la edad de hielo, como una reacción a la escasez de alimentos y, sobre todo, de hombres.

Bueno…algunos se han quedado en la edad de piedra en conocimientos y demás, no es usual que esta teoría sea sostenible en el momento.

Lo cierto es que ciertas rubias gozan de mucha popularidad en el estrellato del celuloide, en la pantalla chica y en hollywood. Las de personalidad fuertes, hacen caso omiso a los comentarios de cuan superficiales, estúpidas y brutas suelen ser las de este renglón.

Yo puedo decirles que tengo amigas que nada tienen que envidiarle a ninguna rubia: me voy mas lejos y puedo hablar con ejemplos palpables: si conocieran mi amiga Rosa, una morena encantadora, singular, con una dentadura hermosa y sexy por igual…y que tal de Diulka?...con una voz tan sensual, que la preferirías como alarma a la hora de levantarte…ambas tienen un excelente trato y reitero, no son todas las rubias que se pueden igualar ante ellas, porque son inteligentísimas.

Pulsa aquí y conocerás más de las rubias...ellas también tienen corazón. (y estrategias para cazar millonarios, ricos y famosos) … Así que la próxima vez que desees establecer una relación de cualquier índole con alguien…ignore los colores aparentes en lo externo y saque usted sus propias conclusiones, al final son las que cuentan.

1 comentario:

Pensando en dijo...

:) Muy buen post, me haz sacado la sonrisa de oreja a oreja. Antes era rubia, me quedaba bien a la forma de la cara y la piel, según mi prima llamaba mas la atención. Ahora tengo el cabello marrón oscuro y no pienso darme colores por mucho pero mucho tiempo. Quiero aprovechar mi juventud, ahora que no me salen canas y que puedo gozar de la naturalidad de mi cabello.

Besos y abrazos