martes, 14 de septiembre de 2010

Cochinadas: "cochinos en la cocina" ...


Hace algunas semanas fui invitado a una cena de gala de una prestigiosa empresa donde tendría que compartir con personas que probablemente no conociera, por desgracia no fue así ya que coincidencialmente algunos eran colegas y otros por supuesto conocidos. Justo al lado mío, había quedado un asiento aparentemente vacío y así se mantuvo por casi media hora hasta que apareció el dueño de tal silla; un señor de casi 40 años de edad de algunas 400 libras, cuando no más. Apenas cabía en el asiento y al explayarse, no me dio alternativas y yo por sentido común, terminé dándole un espacio extra. Todo estuvo bien hasta que comenzaron a servir la cena. Mi compañero de mesa comenzó a devorar la comida con un hambre atroz, con un sentido de gula enorme, dejando escapar restos de su boca a una velocidad sorprendente, como si se tratara de un maratón de hambrientos ecuatorianos y por supuesto sus restos y migajas de pan caían directamente a mi traje haciéndome sentir cual Peter pan con residuos de ensalada, pan y demás. Su camisa no era blanca porque estaba tan rociada de salsas, aceite y comida que daba pavor, un desastre … y si alguna vez pensamos que los codos sobre la mesa son un pecado capital, al ver esto cambiaríamos el protocolo y seguramente enviaríamos al mismo, a un recinto militar para que a pura fuerza aprendiera a comer con la boca cerrada, masticar despacio y ser menos goloso.

Con mucha sutileza, no sin antes mirarle, me retiré de la mesa sin ganas alguna de terminar la comida de mi plato fuerte o el postre y me dirigí al bar a tomar un trago para asimilar tal escena, digna de una película cruda del cine europeo y mientras pensaba en la barbárica escena a luz de todos, pensé en los horrores que se protagonizan en el interior de tantas cocinas de restaurantes donde cambiarias tu perspectiva de lo “gourmet” al ver como muchos de sus chefs se desenvuelven en el área. Aun tantos profesionales de “alimentos y bebidas” no terminan de entender que nuestra salud depende del nivel de higiene que los mismos dosifiquen en cada plato preparado, en cada trago y por supuesto en el entorno que se desenvuelven y si nos vamos al plano personal, debemos sumarle lo elemental “lavarse las manos con agua y jabón”. En el Reino Unido, ser chef está considerado como el oficio menos saludable, según estudios realizados, ocupando el puesto número uno, pero estoy seguro que dicho galardón habría que someterlo a una segunda votación con nuestra isla, por la cantidad excesiva de hombres que no se lavan las manos al usar el baño … increíble no?

Yo, me resisto a consumir cualquier comida preferida en un lugar donde no sienta que los estándares de sanidad sean garantizados para sentirme en confianza. Si bien es cierto que la comida chatarra toma cada día más auge, no es menos cierto que las enfermedades estomacales, parásitos intestinales y otro tipo de enfermedades son propagadas por la deficiencia salubridad e higiene entre empleados, chef, cocineros y recinto de trabajo. Quizás sería algo paranoico andar con una lupa observando la cantidad de bacterias que se alojan en la esponja de fregar los platos, pero hay que tener mucho cuidado con lo que comemos fuera de casa, con los alimentos expuestos a la contaminación en la calle, por la manipulación de personas que no tienen la costumbre de lavarse las manos nunca; y sin exagerar, esta es la cochinada más grande de un ser humano o de cualquier profesional de la gastronomía…

9 comentarios:

Dulciblue dijo...

Muyyyy fuerte.Imagino que nauseas no te faltaron.

Real y verdaderamente creo que tienes 100 por ciento de razón en que todas las enfermedades parasitarias que andan entre nosotros es por las cochinadas que se hacen en tantos restaurantes y lugares de comida rápida que por si fuera poco te venden carisimos los platos. Las personas que trabajan en la calle todo el tiempo tienen tan pocas opciones para almorzar y cenar.

Lo mas seguro y confiable es preparar sus platos en la casa pero lamentablemente muchas personas no tienen el tiempo para hacerlo o sus trabajos le dan la facilidad de pagarle una parte de la comida, a esto se suma la distancia de sus hogares.


Lo único que nos queda por hacer es mirar con una lupa donde vamos a comer y por lo menos no ingerir ensaladas crudas en todo los lugares y mucho menos en sitios que no sabes como es su calidad.

Jax dijo...

Sin conocerte en persona, solo puedo imaginar tu expresion al ser testigo de tal escena..jejeje,,un verdadero cerdo...ASCO...yo hubiera hecho lo mismo, me paro y me quito de su lado, PERO me llevo la comida y me la como donde el me vea, que sepa que fue POR EL que me retire.

Yo detesto los malos modales al comer, eso es crianza de casa y si en su hogar no le enseñaron y usted ha crecido profesionalmente APRENDA por su lado.

Anónimo dijo...

Holla su blog online es muy trabajado, ve tambien mi espaço en http://www.afiliadospoker.pokersemdeposito.com/ de Poker texas Holdem y escribe tu impresiones para trocarmos links!
abrazo

Francisca dijo...

Volví con mi blog http://mandamientosdementira.blogspot.com/
Saludos! :)
Fran

Francisca dijo...

Volví con mi blog http://mandamientosdementira.blogspot.com/
Saludos! :)
Fran

María Laura dijo...

AY NOOOOOOOOOOO!!!
NO DEBE HABER COSA MAS ASQUEROSA QUE ESCUCHAR AL DE AL LADO CHAPOTEAR LA COMIDA EN LA BOCA, ES TAN DESAGRADABLE!!!
COMO TAMBIEN HACER RUIDITO AL TOMAR LA SOPA, JAJAJAJ. UN ASCO.
BESITO

Aneudy A. Payano (Zabeton) dijo...

Bueno! Si en nuestro pais hicieran inspeccion cada cierto tiempo hubieran muchos establecimientos cerrados. Lo malo de todo, es que no hay verdadera proteccion al consumidor y auque demuestres que fuiste intoxicado por negligencia de algunos sucios, no puedes demandar, porque nadie te va a hacer caso.

Pena...lo unico a decir.

Julio H. Mella dijo...

compadre leyendo su post me lo iba imaginando yo que lo conozco, esas cosas me molestan hay personas que no tienen sentido común pero este es nuestro mundo hay de todos

Delirios de Muñekita CaT dijo...

Tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs.

Y por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos blogs con mas visitas.

Espero tu Respuesta a munekitacat@gmail.com

Un cordial saludo

Catherine Mejia