viernes, 16 de mayo de 2008

PERDONAR ... PERDON !!!


Ayer me levanté a media mañana; eché todo a un lado y me rehusé a tomar hasta mi café matutino. Fuí al trabajo y apenas estuve por un intervalo de una hora y 10 minutos. Sin pensarlo dos veces me fuí de nuevo al mar haciendo escalas en todas las partes donde pudiera tocar el agua turqueza y mojar mis huellas digitales con la sal que bañan las rocas y las palmeras que a lo lejos danzan con su brisa suave que corrompe sus hojas alargadas con ese salitre que adormece las tardes cálidas de la existencia de todos los que respiramos el aire que llega contaminado por la osadía de las personas malvadas.

Perdón, si perdón era la palabra de este día, un día en el que las nubes grises y el sol tibio reñían como si fueran complices, un día en el que parecía más fácil dejarlo todo; no estaba cuesta abajo, tampoco estaba mal; pensaba de nuevo en la complejidad de la palabra del día: PERDON, una palabra que taladraba mi alma y me impulsaba a perdonar a otros luego de haberme perdonado a mi mismo dejando atrás mi rastro de orgullo, impaciencia e ira justificada ante los atropellos de los que nunca vuelven sus pasos y engrandecen el monstruo que dentro de una caja vacia con agujero negro tienen en el pecho.

Me preguntaba si perdonar era olvidar. Olvidar era suficiente ante los tiranos? olvidar que? Aveces parece que cuando perdonamos abrimos la siguiente puerta para que los osados den un paso adelante con su maldad, su ira y su necedad que me invadia provocándome nauseas por saber que comparto cromosomas con alguien que no entiende que no apoyo los ideales de los que insisten oprimir a quienes amamos, castigar vil mente cuando los complejos internos devoran la razón de alguien que tiene un corazón cubierto de telarañas.

Alguna vez has sentido que perdonar es apartarte de alguien definitivamente y echar al fuego los malos recuerdos? Alguna vez has sentido que la mejor forma de perdonar es ponerle un stop a lo que soportas a diario y callas con tu silencio como si otorgaras una medalla condecorando a ese (a) cruel villano que aveces comparte el mismo techo contigo? ... pedir perdon es la segunda expresión más dificil entre los humanos; aveces lo decimos con poca premura en nuestros labios, dejando escapar sutilmente unas letras con pocas vocales y con un una indiferencia total, como la mía ante el origami o las pocas ganas de echarle una mordida a ese sandwich de mango, queso crema y pimienta negra.

Recosté mi cabeza en ese sillón alargado cerca de la playa mientras veía un cangrejito correr de una ola que muy cerca habia tocado sus patas; tomé la escena como un meta-mensaje mientras obserbava al animalito corriendo a su santuario, protegiéndose de las olas proveniente de aguas turbulentas de playa caribe mientras unos surfistas eran arrastrados con sus tablas a la orilla. Así se avalanchan nuestros problemas cuando un simple perdón no es suficiente, cuando perdonas millones de veces y vuelven a desequilibrar tu paz, cuando te coartan de reir, de soñar ... de amar.

Perdonar es liberar el alma de los complejos y los resentimientos que guardamos constantemente con el comportamiento de los viles mentirosos (as), padres malvados y personas que cruzan el umbral de los sueños sublimes, de vivir minutos extras con escapes momentaneos por el sendero corto de la felicidad.

Mientras dormitaba debajo de un manto plástico protegido del sol intruso y el sonido contagioso de los arrecifes, el romance de las aguas que danzaban con esa intensidad extrema que divertía mis sentidos, me sumergí en las cálidas aguas buscando en neptuno el refugio de un día en que por milesima vez me perdonaba a mi mismo, asi de simple, sin ser culpable, sin haber hecho nada. Cerré mis ojos por octaba vez mientras ponía en manos de Dios todo lo que estaba más allá de mis manos, sin resignarme, pero si con paz en mi corazón.

13 comentarios:

El Aletz dijo...

NOOO¡¡¡¡
Perdonar no es igual que olvidar... aunque igual de difícil..
Grax por los premiecines, dejame arreglar mi cuchitril y me los llevo..jeje
Aletz

Patricia Gold dijo...

ME EMOCIONA ESTE POST VALENTIN....

Sabés?? es algo tan cierto y tan mío tu pensamiento...
Que sentí que eran mis palabras..para mi es fácil perdonar, tuve que hacerlo..
Pero no me perdono yo fácilmente, y es verdad, cuando lo logro, estoy en paz...y es algo único..
me encantó lo que escrbiiste...
voy a volver a leerlo más tranquila...
besos Valentín..

y otra vez gracias, me honraste mucho con tus premios, no son muchos para darme?? me da verguenza, pero bueno ahi estarán expuestos en mi blog..:)

Miles de besos y un gran abrazo..

Patry

Pasion_intima dijo...

Bueno en mi personalmente a de caber el perdon porque si guardo rencor a quien me ha echo daño no soy yo misma, me puede la sensacion de malestar, y me siento mejor cuando perdono, pero algunas veces me ha sido imposible perdonar aunque si olvide, cuando algo me ha echo demasiado daño lo he olvidado de mi mente, aunque no del todo nunca pero si lo intento, besotes milessssssss

CalidaSirena dijo...

Sé lo que es acercarse al mar, para sentir la paz de sus aguas y así pensar, así aclararse las ideas, o simplemente desahogarse en un momento..
El perdón, cuesta la verdad, cuando el orgullo está por medio, es cuanto más cuesta, pero al final, es mejor perdonar, porque sino a uno le remuerde la conciencia, no se siente en paz consigo mismo, por lo menos eso es a mí lo que me pasa, necesito sentirme bien con todo el mundo y sobre todo con la gente que más me importa...por eso cuando llega el momento, dejo a un lado mi orgullo y pido disculpas, cosa que no es nada fácil, pero si realmente me importa la otra persona y me siento mal conmigo misma, merece mucho la pena hacerlo...
Besitos muy cálidos amigo

Fausti dijo...

Perdonar no es olvidar, pero es dejarde carcomerte el alma por aquello que pasó.

Que fuerza y valentía hay que tener para perdonar. Yo ando desde hace días tratando de encontrarlas y me cuesta.

Así como tú, necesito perdonarme y perdonar.

Me alegra que te hayas podido dar esa gran oportunidad. Y sobre todo frente al mar.

Tus palabras han llegado en un momento justo. como digo: el tiempo de Dios es perfecto.

Gracias Guapísimo. Te dejo un abrazo muy fuerte y un gran beso en la mejilla derecha. ;-)

Fabio dijo...

Hola amigoooooooo!!!!
me perdonas?
estoy re-liado con estudios, trabajo, etc
recibí tus premios con muco agrado, y los postearé el fin de semana....
hoy puse uno que me estaba esperando hace 6 días, y los próximos son los tuyos.
A propósito? te pasas por mi blog a buscar algo para ti?
Un abrazoy excelente fin de semana!!!

Mariángel dijo...

Siempre he estado confundida con eso de perdonar y olvidar, ya que uno puede decir "Ok te perdono" pero si no lo olvidas creo que eso de perdón si no se olvida entonces es un perdón de mentira.. jajaaj viste que estoy confundida. A la final creo el perdón se materializa cuando pasa el tiempo mas no cuando uno lo dice.

lágrimas de mar dijo...

Perdonar engrandece el alma de quien lo hace

Espero que estes bien

Un beso

Lágrimas de mar

GABRIELA dijo...

Perdonar es un DON que no todos poseen.
Pedir perdón es una palabra casi mágica.
Aunq hay quienes perdonan...pero no olvidan.
Yo hoy voy a PERDONAR que te hayas OLVIDADO de que tenías una cita en un café conmigo... Jejejeje....
Besos!!

tnf25 dijo...

Perdonar es una de las cosas más complejas que pueden existir, a veces e confunde con el olvido, o también con la indiferencia…y alguien más alguna vez me dijo que el perdón es un acto supremo de soberbia.

El caso es que sea como fuese es mejor perdonar…

Maria Jesús dijo...

Hola Valentín! Me encanta tu blog y como te describes. Creo que eres un extraordinario ser humano especial, lleno de luz interior y con un corazón que no te cabe en el pecho. Yo también soy muy soñadora... pero eso es lo mejor del mundo: los sueños, las ilusiones, las perspectivas... nunca hay que abandonar un sueño.

martona dijo...

QUERIDO VALENTÍN
Bueno a veces nos decimos a nosotros mismos que si que perdonamos alguna ofensa, pero luego al cabo de un tiempo, te das cuenta que eso no es posible, porque el dolor todavia continua alli....escondido en algun rincon de tu ser y, cuando menos te lo esperas aflora y hace que encima te sientas culpable de no poder ni olvidar ni perdonar....parece como si tu fueras el verdugo en lugar de ser la victima.
Mi no perdon quizas va unido al rencor por el daño sufrido.

petonicos, sempre.
caricias para tu alma.

ROMANO dijo...

yo si juego video-juegos xD Bailo en la máquina esa enla que se brinca, se le da con las manos y los pies. Yo me la pasaba más antes en internet que ahora, porque estoy pasando por un proceso de organización de prioriades - seeeh es fastidiooso ¬¬ - jajajaja Y muchas gracias por tu lluvia de premios xD sabiendo que he estado perdidísimo, también tengo que organizarme con el tiempo que le dedico a mis blog y el de los demás, en fin... tiempos de tiempos, momentos por los cuales cruzar, una vez que cruce te cuento qué tal xD

Dios te bendiga!